Menú +
Menú +

EL GOLF SON QUINT Y LAS VALLAS.

 

Vvallas en los accesos desde la urbanización Pinar Parc raquel galán palma 08.02.2017 | 09:03

La promotora del campo de golf de Son Quint, Vibelba –a la que Cort exigió el lunes que reabra los dos caminos públicos cerrados junto al cementerio de la Vileta–, también ha impedido el paso de peatones desde Son Vida hasta el camino real de Puigpunyent, que está catalogado. Los tres accesos existentes en una urbanización llamada Pinar Parc tienen desde hace un par de semanas barreras metálicas o vallas, a pesar de que la licencia de obra concedida en septiembre no contempla estos nuevos cerramientos.

Residentes de las 16 villas de esta pequeña urbanización, que fue construida hace casi un siglo, y usuarios de los citados accesos denuncian el cierre en las calles Pinar Parc A y B con barreras y en la calle C mediante una valla. En la primera vía, el recorrido se une con el cementerio de la Vileta y transcurre por el perímetro del golf de Son Quint.

Es popularmente conocida como la ruta del colesterol, ya que muchos pacientes del centro de salud de Son Serra-La Vileta, así como vecinos de este barrio, Son Rapinya, Son Xigala, Son Roca y Son Puig realizaban este trayecto para ejercitarse. Por su parte, la calle B se comunicaba por el norte con el camino real de Puigpunyent y solo hay unos cien metros de recorrido que ocupan parte de los dominios de Vibelba, tal como muestran los planos. Desde la calle C se podía caminar hasta la ruta colindante al campo de golf, aunque también ha sido cerrada ilegalmente.

Deja un comentario