GERENA GARANTIZA EL TRANSITO POR SUS CAMINOS PUBLICOS

El Ayuntamiento de Gerena está dispuesto a poner coto a la ocupación ilegal de vías y caminos públicos del término municipal por parte de los propietarios de terrenos próximos. Con el propósito de revertir la proliferación de vallas y cancelas que obstaculizan el libre discurrir por estos trazados en las últimas décadas, el equipo de Gobierno (PSOE) ha sellado un acuerdo con el Club Ciclista El Llantazo para armar un plan municipal en defensa de estos caminos.

El acuerdo establece en una primera fase poner a disposición los recursos de la oficina de Urbanismo y a un técnico de Medio Ambiente para recuperar la documentación que atesora la administración municipal, actualizarla y hacer un inventario de los caminos públicos (vías pecuarias, veredas de carne, zonas comunales) que atesora Gerena. «Con estos trabajos elaboraremos un censo real de los itinerarios que deben estar abiertos, así como un listado de aquellos puntos en los que se impide el paso», explican a ABC Provincia desde el consistorio que gobierna Javier Fernández.

Itinerarios desaparecidos
La iniciativa municipal persigue la recuperación para el uso público de itinerarios hoy desaparecidos y vías que permanecen en parte cerradas, afectadas por las propiedades por donde discurre su trazado, y su puesta en valor como rutas para el senderismo en una renovada apuesta por el ocio y la práctica deportiva en esta zona situada en las primeras estribaciones de la Sierra Morena de Sevilla.

La segunda fase del plan municipal para la recuperación de los caminos públicos se centrará en la otra parte. La de los ocupantes. Con ellos el Ayuntamiento se sentará para instarles a cumplir con la legalidad.«Vamos a reunir a los propietarios de las fincas que obstaculizan los caminos públicos, para abordar con ellos el problema e instarles a cumplir con lo dispuesto por la Ley, pero si no hubiera acuerdo, el Ayuntamiento decidirá las medidas a adoptar, que van desde emprender acciones legales hasta actuar de oficio para garantizar el derecho al libre tránsito por estos caminos», explican desde la administración municipal.

El Ayuntamiento de Gerena recuerda que hace unos años fue necesario intervenir de oficio para liberar estos caminos. «El equipo de Gobierno local ordenó el derribo de una cancela en la finca Albaserrada, junto al río Guadiamar», recuerdan, en una acción que, esperan, sea la última de entre las posibilidades que contemplan.

Para garantizar la seguridad del ganado que puebla estas fincas adyacentes a los caminos públicos, el consistorio promoverá y facilitará la creación de «pasos canadienses» de manera que se posibilite el libre tránsito con las explotaciones ganaderas de la zona. La tercera y última fase del plan contempla la señalización de los itinerarios y su promoción turística.

Toda la actualidad en portada

Deja un comentario